Gabriela Rendón, líder de Consultoría en Transición Laboral en NUMAN, fue invitada a participar de la nota ‘Mayores de 50: los excluidos invisibles del mercado de trabajo’, publicada por el Suplemento Económico del diario Clarín, con autoría de Gabriela Samela.


Ante la pregunta sobre por qué se siguen publicando avisos que ponen un límite máximo de edad o las empresas se inclinan en los procesos de selección por los más jóvenes, Rendón destacó las siguientes causas:

  • Presunta aversión a la digitalización: la idea de que la persona de más de 50 no está tan aggiornada, no cuenta con el manejo necesario ni con la facilidad para actualizarse.
  • Presunta falta de flexibilidad para integrarse a las culturas más jóvenes: s asume que si alguien tiene más de 50 va a ser más rígido y no va a tener empatía con las nuevas generaciones. También se suele pensar que ‘ya están cansados’.

Sin embargo, ninguna de estas características se relaciona con la edad, explica.

Acceder al reporte completo.